KILL BILL 2

por

Diego Rodríguez

“Stuck in the middle with you”, ese es el título del tema que baila Michael Madsen en “Reservoir Dogs” mientras le corta la oreja a un policía al que tienen de rehén. Si en ese film nos quedamos con ese momento y con ese actor como descubrimientos fascinantes, en “Pulp Fiction” nos quedaríamos con la recuperación de Bruce Willis para personajes serios y con su descubrimiento del sable samurai en la tienda de los horrores.

Sin lugar a dudas Michael Madsen tan desaprovechado en otras películas, ha encontrado en Tarantino a su proveedor de momentos brillantes privado, ahora en “Kill Bill 2” ese instante para recordar se produce otra vez con este actor tan inquietante como protagonista, “Mamba Negra” vencida en el suelo mientras el hermanísimo Bud le da a elegir entre morir ciega y con un sufrimiento indecible, o rendirse y morir igualmente.

 

Hay un diálogo brillante en “Cautivos del mal” de Minelli, en el que un director de cine antes de ser despedido por el productor, le intenta explicar el secreto de saber administrar, los momentos brillantes con otros meramente explicativos, para conseguir una obra maestra. Esta explicación, por supuesto, cae en saco roto, pero desde luego Tarantino aprendió este difícil arte ya en su primer film.

Esta película dividida en dos partes es hasta el momento la confirmación del talento de este director y su consagración como uno de los pocos cineastas contemporáneos con capacidad de sorprender al espectador con un discurso propio.

 

 

Kill Bill 1

Diego Rodriguez Junio'04

sección CINE .. espacios WEB .. VA-Web