SEMINCI 2005

Almudena Villarreal

sábado 22

Ang Lee derrocha energía en esta apasionada historia de amor entre dos vaqueros que se conocen buscando trabajo en un rancho de Wyoming. Si con Tormenta de Hielo este director supo plasmar de forma magistral el ambiente y las costumbres de una burguesía hipócrita atada a unas normas sociales carentes de libertad, en este film logra además crear todo un universo de sentimientos encontrados, cuya única salida posible es alimentar un verdadero amor fuera de todo convencionalismo.

lee


Es admirable la capacidad de Ang Lee para ilustrarnos una sociedad ambientada en el oeste americano, con valores profundamente tradicionales y machistas y sin embargo ofrecernos ese aliento de esperanza que simboliza Brokeback Mountain, un lugar plagado de sueños, de otras vidas que pudieran ser y donde no existe el conflicto de tener que elegir. En definitiva la gran burbuja donde los personajes se refugian en busca de su verdadera naturaleza
En definitiva, Brokeback Mountain es una película inteligente, cargada de matices que nos descubren el verdadero oeste, que plasma en imágenes la desnudez de los personajes frente a una gran historia de amor, y cuyo guión profundiza en las complejidades, miserias, y conflictos de un modo de vida rural ajeno a los cambios sociales. Por algo obtuvo el máximo galardón en el pasado festival de Venecia.

Si Ang Lee nos ha estremecido mostrándonos la complejidad de una relación fuera de todo convencionalismo, Marcos Carnevale nos presenta la cara amable del amor. Personalmente me ha recordado a Campanella, quien domina de forma magistral los tiempos de Kleenex y risas, así lo de menos es la relación que acontece entre sus protagonistas como el camino interior que recorren hasta descubrir el verdadero valor de la vida.

elsa y fred


Los argentinos tienen una pasta especial a la hora de escribir guiones donde el discurso inteligente, (a veces se nota demasiado efectista), ya bien sea en comedia o drama, no deja de plantear conflictos y situaciones universales que al final de la película suelen resolverse con optimismo ganándose con ello la empatía del espectador.
Elsa y Fred se concibe como la fórmula al gusto del espectador. Una película amable, que por fin regala un papel a la medida de la calidad de Manuel Alexandre, uno de mis actores fetiche en el cine español, y que en esta ocasión alcanza un nivel magistral.
Elsa y Fred, película a concurso dentro de la sección oficial tiene todas las papeletas para convertirse en premio del público de esta edición.

Almudena Villarreal (22 oct'05)

seminci'05

. sección CINE . espacios WEB . VA-Web .