En la plaza de Toros de Laguna, con una temperatura muy agradable, participaron 6 bandas en una buena y larga noche de rock and roll. Los allí congregados asistimos a un evento en el que se escucharon varios estilos y músicas. Este festival hace el número dos, bajo la denominación de Laguna rock, aunque anteriormente ya se habían realizado otros conciertos de bandas locales, sin artistas invitados.

 

Le tocó abrir fuego, todavía de día, a la banda tras UNKNOW ORIGIN, que desplegaron en aproximadamente 30 minutos una serie de trallazos que hicieron las delicias de sus incondicionales, situados en primera línea y al fondo de la plaza. De negro riguroso aparecieron los cinco componentes que hicieron un repaso de su repertorio en el que alguno de sus miembros estaba más atento al mástil de su instrumento que a la puesta en escena, bastante sencilla a excepción del gutural cantante de la banda que intentaba animar la noche. Un sonido bueno y una banda a tener en cuenta por los múltiples seguidores de los ritmos satánicos.

 

No podía faltar un clásico de Laguna de Duero y allí se presentaron sobre el escenario los ROCK AND ROLL CRASH, banda que si se prodigase más tendría una buena aceptación. Presentaron un set lleno de temas propios y versiones de las que destacó el “Rock and rol lis King” de Dire Straits. El grupo se ha suavizado y de un rock más cercano al punk de los Platero y cia se acerca más en la actualidad a grupos como Los Secretos o Fito y los Fitipaldys. El grupo consiguió acercar a las estribaciones del escenario al publicó y convenció al numeroso gentío que se aproximó a ver a sus amigos, ya que son muy conocidos en la localidad. Lo que pretendía la banda lo consiguió: acercar a la gente al escenario y hacer que se fuera el sol para iniciarse los grupos estrellas en la noche. A pocos les gusta tocar de día. Rock and Roll Crash tiene tablas, repertorio y gancho, solo les falta lanzarse.

 

La gente tenia ganas de marcha y nada mejor que M.C.D., la banda de Bilbao que pocas veces se acercaba por estas tierras venía a dar, posiblemente, uno de sus últimos conciertos, ya que de la estructura original no queda nada, sólo el repertorio, la actitud punk y las ganas de rokanrrolear. Se arrancaron con temas de sus primero discos “Bilboko Gaztechean”, “De ningún sitio…” o “Jodete” con el siguiente calentón del personal, ya que se notaba que los allí asistentes eran seguidores de la etapa anterior al Imbecil.com, con lo cual ellos, sabedores de las limitaciones y desconocimiento del recientemente editado “Macarrada” se lanzaron con los clásicos y con momentos álgidos como en “Puta Cerda”, “Barrenkalle” o “35 millones de borregos”, para llegar al final del concierto lanzándose al delirio con “No más Punkies muertos” y hacer un homenaje al fallecido Carlos Mahoma, cantante de RIP, y ejecutar con bastante acierto “Enamorado de la Muerte”. Un concierto muy digno que no defraudo a la parroquia asistente. Durante todo el concierto lo integrantes de la banda se dedicaron a hacer posturitas guitarreras y a vocear desde el borde del escenario La pena: una serie de problemas técnicos hicieron en algún momento desquiciar a la banda, ya que hubo un momento en el que los apagones de luz no dejaban descargar el directo.

 

Era el momento de los DIKERS, pero por una lesión de uno de sus miembros se tuvo que suspender su actuación, y aunque la organización puso todo su empeño no consiguió sustituto. Pero bueno, lo que había sonado y los que quedaban por actuar prometían hacer olvidar a los navarros.

 

Desde lo más profundo de Hortaleza llegaron LOS PORRETAS, que parece que este año quieren conquistar pucela. Con una primera actuación en la desaparecida sala Escena (se jodieron los buenos conciertos en una sala en condiciones), su reciente paso por la fiestas de Santovenia y ahora en Laguna de Duero. Pero nunca es mal momento para ver al pajarillo, bode y demás porretas, ya que con su punk rock de la calle es muy fácil animar los saraos. Guitarras, bajo y batería a todo tren y a Ramonear. Presentaron su recientemente editado “En directo” haciendo un repaso por todos sus discos, aunque siempre siguen teniendo mucho tirón los temas del álbum que los puso en los más alto “Baladas para un sordo”. Cerca de dos horas de concierto en el que desde el “antisocial”, el pupurri de su disco “Clásicos” a “Si lo se me meo”. Tienen todos los ingredientes para llenar y mover al personal, ya que los ritmos son muy pegadizos y la promoción de Lokomotive ha sido fuerte. No defraudaron nadie, y eso que antes de empezar el concierto se metieron un bocata de panceta de los buenos, ¡no se nos escapa una!.

 

 

Volvía a ser el turno de la música local y allí se subieron al escenario LA PUERTA ABIERTA, banda que se presentaba con cambios en su formación, y que parece ya está completa con guitarra, bajo, batería, teclas-viento y un saxo. El estilo en el que se mueven está entre el clásico rock, blues, pop y swin. La interpretación es bastante buena y destaca el tirón de la guitarra, muy fuerte, y la voz de la vocalista, quien tras quitar sus titubeos iniciales, se pusieron a hacer lo que saben, tocar. La banda consiguió evitar que el público plegara alas y se fuese para casita o de copas, eso que ya había pasado ampliamente las 3 de la madrugada y la peña estaba cansada, y hacia frío. Temas propios, alguna versión y un repertorio bastante logrado. A esperar la maqueta o disco.

Lo sentimos por Mara Oberón pero, por causas ajenas a nosotros, tuvimos que irnos. Que alguien nos lo cuente.

Esperamos ahora ansiosos la propuesta de MedinaSonora y vamos a poner esta provincia en el mapa musical y así nos vendrán las grandes giras.

Manuel Eskela.

inicio