ILEGALES

  Cuellar, 26-8-05, 24.00 h., Plaza Mayor

JORGE MARTÍNEZ: Guitarra y voz
ALEJANDRO BLANCO: Bajo y coros
JAIME BELAUSTEGUI: Batería y coros

¿Qué te pasa Jorge?, ¿vas a caer a estas alturas víctima de tu propio mito?, ¿te vas a desdibujar hasta la caricatura?. Me pregunto si tenías una noche escasísimamente inspirada, se te había ido la mano mucho con la priva o te condimentaron la cena con fariña en mal estado, en cualquier caso te sugeriría modestamente que echaras un vistazo al directo de ILEGALES del 20 aniversario de la banda y recuperes el espíritu de esa grabación y gira posterior. A ensayar o a tomarse un respiro.

Jorge tio, no dabas una: cuando no cambiabas de orden las estrofas de las canciones directamente se te olvidaba la letra, no recordabas en ocasiones las melodías de la guitarra o los acordes, a veces los punteos sonaban fuera de tono y directamente tuviste que desistir de tocar algunos temas o parar y volver a empezarlos. Todo porque no podías. Estabas desconocido.

La leyenda de ILEGALES se alimenta día a día, no se vive de las rentas, cada concierto ha de ser una exhibición de facultades, clavándolo. Como hace un par de años, sin ir más lejos.

Por poner un ejemplo, durante Chicos pálidos para la máquina cantó: ‘los héroes de la guitarra están oxidados y los drogados están drogados' en vez de ‘…y los novatos están drogados'. Esto no es un error sacado de contexto por un cronista demasiado exigente y jilipollas, fue la tónica general del bolo.

Alejandro Blanco y Jaime Belaustegui perfectos y en forma, ningún reproche, incluso pendiente de los desatinos del cantante para minimizarlos y soportando estoicamente, esa es otra, las peroratas que largó entre canción y canción, antes paradigmas de la provocación inspirada y acertadamente dañina. ¡Coño Jorge un concierto de r'n'r no es el club de la comedia!. Aun así, hubo momentos en los que la máquina funcionaba.

Centrándonos en el repertorio de los asturianos comenzaron con Motín en la prisión de su último disco Si la muerte me mira de frente, me pongo de lao , del que también extrajeron algún otro tema como El demonio . El resto clásicos de esta gran banda y repaso a su discografía: Tiempos nuevos, tiempos salvajes , La chica del club de golf , La fiesta , Destruye o Regreso al sexo químicamente puro por poner algunos ejemplos.

Se echaron en falta joyas del calibre de Agotados de esperar el fin, El corazón es un animal extraño o la más reciente Libérate pero desde luego, sería casi imposible degustar en un solo concierto todas las canciones memorables de este grupo histórico, siempre marcado por la personalidad killer de su líder y factotum Jorge Martínez y quintaesencia del rock and roll clásico de actitud punk.

Sólo deseo asistir a un próximo concierto de ILEGALES para ver a un Jorge acertado e implacable, inteligente y peligroso, no el desmoronamiento de un ídolo que nunca fue de barro.

Animalboy

Valladolidwebmusical.org**********crónicas