MIGUEL COSTAS
Sala Black Pearl Heineken, 4/12/2010
Valladolid

 

 



Asistimos al estreno en Valladolid del actual proyecto de Miguel Costas. Después de conocer el éxito a distintos niveles, especialmente con la primera formación de Siniestro Total, de quienes se despidió para crear “Los Feliz” en los primeros 90, Miguel es creador de clásicos del punk desenfadado, grandes letras siempre entre el humor ácido y el desmadre total, también con Aerolíneas Federales, grupo aún añorado y muy querido (véase el homenaje que les prepararon en 2.005 bandas de ambos lados del Atlántico )

En la actualidad Miguel gira presentando su nuevo trabajo, “Condenados a Costas”, junto con La Banda Turca .

En esta nueva andadura insiste en proclamarse “el mejor cantante del mundo” y no vamos a ser nosotros los que le llevemos la contraria. La banda, asimismo, se ha proclamado con algo más de modestia “posiblemente la mejor banda del mundo” y la verdad es que suenan muy potentes: Juan Naya a la guitarra, Coché Vil al bajo y José el Bonjan a la batería, recuerdan a la línea hard-rock de los últimos Siniestro, los de Made in Japan y el Policlínico Miserable.



La estupenda sala Black Pearl presentaba una entrada más bien floja, sería por el puente o a lo mejor no se hizo la promoción suficiente. Desde luego, no por el precio (10 € con consumición) ni por la falta de interés del evento.

Las señas de identidad de Costas son bastante claras, una personalidad como la suya no cambia de la noche a la mañana. Con distintos formatos siempre está presente su sentido del humor, esa forma de decir las cosas más serias de la manera más descacharrante, ese rictus  entre cansado y perplejo, esa voz rasgada y no siempre entonada, ese galleguismo imposible de disimular ni aunque quisiera. Pero con el último disco ha recuperado la esencia del punk dinamitero que todos añoramos. Estribillos quedones, mucha guasa y ritmos explosivos: Baja el Pantalón, Hasta los Güevos, Larala…Los poquitos que estábamos gozamos como pepinillos, además alternó los temas nuevos con antiguos, bajó a tocar la guitarra a la pista e hizo salir a cantar a las chicas Yo dije yeah para desparrame de todos. Qué más podíamos esperar.



Se adjunta el repertorio que utilizaron, para que sepáis muchos lo que os perdisteis. Como veis no faltaron clásicas como Qué tal homosexual, Bailaré sobre tu tumba, Opera tu fimosis, No somos de Monforte, Miña terra galega  para cerrar, junto con las recientes Yo estoy bien, tú estás gordo, Bája el pantalón, Marisol, Hasta los Güevos


Sólo siento por Costas y su banda la pobre acogida (en número de personas que no en calidad, todo el mundo allí lo entendió y gozó), espero que eso no le impida volver pronto. Un saludo cariñoso de esta Va-web, agradecido por todos los buenos momentos que nos ha hecho pasar, incluido éste.

Txt. Rafa Chail
Fotos cortesía Ricardo Otazo   

 

 

valladolidwebmusical******crónicas