SEGURO QUE EL VIEJO NEIL LO RECORDARÁ...
 
UNDERTOW + MAGGOT BRAIN
Sala Malbicho. 13.12.2003
 
Todas las fotos corresponden a otro concierto y han sido proporcionadas por la banda.
 

La cita de esta noche se presentaba como uno de los eventos de rock and roll con mayúsculas de este año que termina, Undertow iban a ponerse de tiros largos tras un largo tiempo alejados de los escenarios de la ciudad mientras que los sureños Maggot Brain llegaban a Valladolid con su recién editado "Second Chance" bajo el brazo, con la intención de demostrar por qué, hoy por hoy, son uno de los estandartes de toda esa explosión de rock n' roll que estamos viviendo a nivel estatal de la que nadie en la prensa parece darse cuenta.

 

Con una puntualidad casi inglesa, Undertow se subieron al escenario de Malbicho para mostrar al público lo que será su nuevo disco "Black Sheep". Con un sonido potente y lleno de matices (algo no fácil de lograr tocando con el backline de otro grupo) fueron mostrando nuevas canciones como "Hollow Man", "School" o "She Said"... junto a algunas de aquel lejano "Warning!" que editaran allá por el 2000.

 

Durante los tres cuartos de hora que duró su actuación nos sumergieron en un viaje de placer a través de lo mejorcito del rock de los 90 sin olvidarse de los imprescindibles referentes setenteros. Como colofón, una convincente versión de "Fuckin' Up" de Neil Young que nos preparaba para lo que se nos iba a venir encima. Si algo dejaron claro los cuatro componentes de Undertow es que en esto de la música, la imagen y la actitud son secundarias cuando se tienen buenas canciones, y ellos indudablemente, las tienen.

 
 

Seguidamente, los cinco maggots se calzaron sus instrumentos y se dispusieron a darnos paso por paso toda una lección de cómo hacer buen rock n' roll clásico y actual a la vez. Arrancaron con la sinuosa "We Don't Care" y siguieron descargando buenas dosis de adrenalina dándonos pequeñas treguas con momentos tan memorables como los vividos con la épica "Invisible Friend" o la soulera "King Of The Hill".

 

El carisma escénico de su cantante Carlos y la guitarra parlante de Jesús volaban sobre la sólida base creada por el bajo del monolítico Mario, la guitarra de Jose y la bateria de Pachi. A lo largo de hora y media fueron alternando los temas del mencionado "Second Chance" con otros de su primer largo como "The Straight Song", "Hard To Play" o "Darkman", sin olvidarse de rendir tributo al que se convirtió improvisadamente en el homenajeado de la noche con un "Rockin' In The Free World" cuyo lema sonó en mi cabeza con más sentido que nunca.

 

La abrasividad y autenticidad de su sonido quedaron más que demostradas al disfrutar en directo de trallazos tan impactantes como "Alabama", "Working For Zero" o "Stoned" para finalizar con la profundidad de "On The Move", el rugido de motör de "Like It This Way" y la segunda versión de la noche: "It's Alright For You", presentada por Carlos como "un tema de cuando The Police eran punks".

 

Y como no hay nada mejor que un himno para acabar una noche como ésta, ellos no nos dieron uno, si no dos: "Paranoid" y "Purple Haze", que sirvieron de guinda a uno de los conciertos con más alma que se han visto en esta ciudad durante el último año.

 

Mi pésame a los que se lo perdieron...

 
 

Texto: H.

Fotos: Maggot Brain

 
.::cronicas::. .::inicio::.