ed. Molusco discos

Aunque cada vez es más complejo salir adelante en el mundo de la música siempre hay grupos que echan el resto para sacar sus discos y hacerse un hueco entre los importantes. Éste es el caso de Alabarda, un grupo de Zaragoza, que lleva luchando sin descanso desde que se formaron en 1999. Así, nos presentan ahora su cuarto trabajo, editado y distribuido por ellos mismos. Por eso y porque quieren trasmitir fielmente lo que es la propia banda, alejándose de etiquetas, toma su nombre . Para grabarlo se marcharon en septiembre del año pasado a Dinamarca, a los estudios Jailhouse de Horsens donde se pusieron al cargo de Tommy Hansen en la producción, un señor que ha producido obras maestras como los Keeper de Helloween, ahí es nada. El cd lo ha publicado Molusco Producciones y consiste en un disco libro con un libreto de 32 páginas en pastas duras que contiene 12 temazos cantados en castellano. De la portada se ha encargado Jose Mayoral y destaca por su sencillez.

En cuanto a lo musical lo que vas a encontrar es un disco muy maduro, bien elaborado, con un sonido excelente entre el heavy metal cañero, el hard rock y las melodías ochenteras. La bases rítmicas están muy cuidadas y los riffs de guitarra resultan pegadizos, contundentes y cargados de fuerza. Se nota la ilusión y las ganas pero también que sus letras están cargadas de experiencias vitales, de ideas e incluso de crudeza. La voz está a medio camino entre los agudos y los graves en un tono adecuado y bien interpretado.

El disco se inicia con "Tentación", un corte de línea heavy clásica con estribillo pegadizo y buena melodía. "Primera y última vez" sigue el estilo del anterior pero le añaden un toque de distorsión, de rock, de fuerza con la voz a muy buen nivel. "Mate quien muera" comienza con un sonido muy a lo Iron Maiden con unas guitarras limpias, claras para dar paso a un medio tiempo bien interpretado, con unos coros interesantes y un solo con mucho feeling. La batería al final de la canción me recuerda a la de Metallica. Uno de los temas más divertidos y ochenteros es "Pura diversión" que habla sobre los mejores y peores momentos que el grupo vivió en su gira como teloneros de Jorn Lande. Conciertos, alcohol, carretera y experiencias enmarcadas en un sonido macarrero, hardrockero y con unos coros bien metidos.

"Magia" rompe con las canciones anteriores pues resulta más oscuro, más pesado en cuanto al ritmo, potente, más en la línea del heavy actual. Carlos canta en un tono más agudo pero sin pasarse y sabiendo perfectamente hasta dónde debe llegar, y es en estas cosas donde se demuestra quien es un buen cantante. De "Inocencia" se puede decir que es un corte más melódico, con una buena presencia del bajo y la batería. "Secuela" sigue una línea parecida, con una voz más natural al principio para convertirse un tema cargado de fuerza y sentimiento a medio camino entre el heavy y el hard rock de los 80. Un solo de guitarra muy limpio y veloz. En esta onda aparece "Nada" que comienza con una armónica sonando, que va y viene durante toda la canción, y la voz acompañada tan solo de una rítmica hasta que se van añadiendo el resto de instrumentos. Un medio tiempo bonito y sentido. Para cerrar "Un buen día para morir" muy cañero, macarrero y de estribillo pegadizo pero que para el solo utiliza unas guitarras muy afiladas y metaleras.

Desde luego Alabarda han compuesto un disco interesante, directo, potente, con el que deberían consolidarse entre los grupos de primer nivel de este país. Un disco que escuchas tres veces seguidas sin darte cuenta y con un muy buen sonido y una fantástica producción. Merece mucho la pena.

Puedes escuchar este disco desde la página del grupo: http://www.alabarda-metal.com/. Desde la web también puedes comprarlo rellenando un sencillo formulario.

Canciones:

01.- Tentación
02.- Primera y ultima vez
03.- Putas y beatas
04.- Mate quien muera
05.- Pura diversion
06.- Magia
07.- Entre locos no hay locura
08.- Inocencia
09.- Nada
10.- Recuerdos del camino
11.- Secuela
12.- Un buen dia para morir

Componentes:

- Charles "el niño" Remacha: Voz, coros, garganta y armónica

- Nano "mortimer" Urcola: guitarras, slide y corazón

- Jose "desesperado" Mayoral: batería y gato

- Ángel "el pendenciero" Urgel: bajo y arma blanca

- Héctor "tatxeli" Pallás: guitarras y humor

Reseña de Skaidana (Mayo 2008)

Volver a discos

Crónicas

Volver a ValladolidWebMusical