Kilmara, “Don´t fear the wolf". maldito Rc

 
 

Tengo en mis manos el último disco de los catalanes Kilmara, “Don´t fear the wolf”, el segundo tras su debut con "Haunting Dreams", que ya era un álbum que apuntaba maneras, trabajado y complejo, de Heavy Metal clásico, con influencias, bastante clásicas también, tomadas de aquí y allá, que luego analizaremos.

 

Lo primero que llama la atención es que cantan en la lengua de Shakespeare y no en la nuestra, y de qué manera, algo que ya les está dando cierta proyección internacional, como veremos.

 

Kilmara son: Christian a cargo de la parte vocal, natural de tierras germanas, que así pronuncia inglés de bien. John y Kike a las guitarras, dueto de lujo, y Salvador y Javier al bajo y a la batería respectivamente, con un trabajo que se ve revalorizado en este disco merced a una producción excepcional, algo que no tuvieron en su primer álbum, gracias a la colaboración del mismísimo Roland Grapow (ex Helloween, Masterplan) para lo cual se desplazaron hasta los estudios que el astro de las seis cuerdas hamburgués tiene en los Cárpatos eslovacos.

 

¿El disco? Muy bueno. Producción impecable, calidad técnica, vamos, que se lo han currado echándole muchas ganas, y eso se nota.

Su estilo es un Heavy Metal clásico bastante ecléptico, que recoge influencias del Hard Rock, de la NWOBHM o también del heavy europeo no británico, veasé metal alemán e italiano actual. Su eclepticismo no resta homogeneidad al conjunto en ningún momento, si bien es un trabajo algo duro de pillar en las primeras escuchas, enseguida se hace mucho más asequible, vamos que de comerciales nada.

 

El álbum empieza con un corte introductorio, atmosférico, de un minuto escaso que da paso al segundo tema, el que da título al disco, “Don´t fear the wolf”, potente, algo thrashy, con un toque Maiden en el magnífico dueto guitarrero, algo con lo que Kike y John nos deleitarán en repetidas ocasiones a lo largo del disco. Temas más hard rockeros, pero sin salirse, ya digo, de la homogeneidad general, son “Rock the night”, “You won´t live forever” (¡Pedazo de solo!) o “You Better Run”.

 

 

Hay también espacio para las baladas y mediotiempos, así destaca la compleja “Blindfold”, con ambientación orquestal, o la bellísima “You left without a reason”, uno de los mejores temas del disco, con voz femenina incluída, de la que también podemos gozar en “Vampire of Love”. Otra de mis favoritas es “Let sadness be destiny”, de impecable ejecución, muy bien construida y con toques “alla italiana”, a lo Vision Divine más bien. Por último, otra de las sorpresas de este disco es el corte número 11, “The deceit” que incluye un solo del propio Roland Grapow. Vamos que más no les podemos pedir a estos almogávares barceloneses...por ahora.

 

Discazo por lo tanto. Ecléptico pero homogéneo, clásico pero en la onda. Producción excepcional y colaboradores de lujo. Felicidades y a no dormirse en los laureles...que hay que pensar ya en conquistar Europa.

 

 

 

Nota: 8´5/10

 

 

Lista de canciones

 

 1.  Inside the darkness
 2.  The dark inside - Don't fear the wolf
 3.  Rock the night
 4   All you need is pray
 5.  Blindfold
 6.  The dark inside - You better run
 7.  Vampire of love
 8.  Let sadness be destiny
 9.  You left without a reason
10. You won't live forever
11. The deceit
12. The dark inside - Show me the way
13. Ďakujem castle

 

Withcfinder, Agosto 2010

 

 

 

 
 
valladolidwebmusical*********grabaciones