The sound of the seventies

por Charlie Crespo
CBS - 1970

Me parece una idea muy buena la de comentar algún disco antíguo. Cuando Paco me dijo que si podía hacer algo, bueno en realidad me dijo a ver si te tiras el rollo y colaboras en la nueva sección, pensé en jazz. Pero mirando discos, ! órgano sexual femenino !, aparecen discos que ni me acordaba de ellos, de vinilo, que por cierto, si hay algún coleccionista rico interesado quizá le pueda vender caro alguno que no tenga.
Y va y sale el "Llena tu Cabeza de rock", que dice abajo : "The sound of the seventies", como todos sabemos inglés por escrito,
no traduzco.
Pero del mismo 1970
En la portada un músico desmelenado, torso desnudo, y, en aquella época, tocando un violín, que no una guitarra.
Por cierto que entonces todo eran descubrimientos y novedades nuevas.
Lo que gozé escuchando aquel disco, que era doble, o sea el doble.
Musicazos, compositorazos, grupazos, artistazos, si es que no se puede decir de otra manera.
Los padres y las madres del cordero.
No me voy a extender . . .

Pero empieza con un Listen, escucha, de Chicago, que es, para entendernos, rompedor. Luego venía Santana, con Savour, sabor, pero el Santana de entonces era como la superficie marciana, que estaba ahí pero nos era desconocida, ( ya sé que ésta comparación es algo inadecuada, pero me ha venido así ).

Tranquis que no voy ir punto por punto, me salto algunos para que los descubráis vosotros.

De Blood Sweat and Tears, diría....., pero no voy a decir más, que eran supremos.
Estaba también Leonard Cohen, que si le quitas 34 años era muy parecido a hoy.

Y Al Stewart, Al Stewart, bueno que te voy a decir.

Y Tal Mahal con la canción "Seis días caminando", aunque la versión que aquí hace sólo dura 2, 55 minutos.

Y Johnny Winter, otro de los legendarios rockeros, aunque el título de la canción "I love everybody" parezca poco rebelde y más bien cristiano, es una protesta al revés ...

ya te digo. Y he dejado para lo último a Janis Joplin, cuya voz rasgada, y otras virtudes, es posible que a algunos nos hiciera llorar en un momento dado, y digo más : te pilla de aquella manera y te vuelve a hacer llorar. Ahora que como mínimo la piel de gallina se te pone más de cuatro veces si escuchas éste disco.

Y nada más que decir, sino que me he divertido escribiendo ésta...... reseña, o como se llame por su nombre. Y si os sirve para algo bueno, pues digo que me doy con un canto.

nos vemos,

Charlie Crespo (marzo'04)