La facToría del rItmO ...
Hace ya mas diez años, a principios del 95... un grupo de jóvenes intrépidos ponían en marcha el primer fanzine digital-virtual escrito en castellano/español dedicado a la música underground, popular y minoritaria (por supuesto que hablamos de internet). Ocurre que esto lo hacían desde la mas absoluta independencia, con sus propios y escasos medios. Pero lo que es aun mas importante, siguen ahí, al pie del cañón, en su línea, fieles a sus principios, incansables... motivo para expresarles nuestras felicitaciones y desde luego aprovechamos la ocasión durante el verano para charlar con ellos, conocer un poco la historia, -su historia-, motivaciones, impulsos; para intentar explicar a los lectores algunos conceptos que por ser tan sencillos a veces se nos escapan, se difuminan, se manifiestan como incomprensibles, abstractos e incluso se llegan a interpretar como tendenciosos, interesados y vaya usté a saber lo que pensará la vecina del quinto ... por no decir su novia.
La Factoría del Ritmo es actualmente y desde hace tiempo un punto de referencia para los lectores hispanos aficionados a la música moderna, seguramente el mas importante y leído entre los medios independientes; esto es así, entre otras razones que intentaremos desvelar, porque no se centran en un solo estilo; aquí hablamos con F-MHop (fundador y director) y con Felix Vera (director y coordinador) que nos aclararán algunos aspectos de LFR.
Esta misma semana (sept'05) acaban de publicar el NÚMERO 20, que presenta una importante innovación que les permitirá actualizar contenidos a diario. Como es de todos sabido La Factoría del ritmo publican un número diferente cada semestre, es decir dos al año, cada uno de estos números presenta un formato distinto y quincenalmente actualizan e incorporan nuevos artículos a cada número hasta llegar a completarlo "por entregas". Todos estos números anteriores están disponibles para su consulta on line a través de su menú principal, y representan un auténtico fondo documental ... pero mejor que nos lo cuenten ellos mismos ... y desde aquí les deseamos que cumplan muchos mas !!!

         
  
         

1 - Paco Alvarado - Me gustaría empezar por la situación actual y en concreto a ser posible a partir de los datos. ¿nos comentaríais un poco cual es vuestra tirada en este momento, número de lectores, visitas, radio de acción... etc?

Félix Vera - Las frías estadísticas te dirán que el pasado mes de mayo un total de más 160.000 clientes realizaron más de 4 millones de accesos a nuestra revista, lo cual nos sitúa en primera línea en cuanto a propuestas musicales independientes de España y también del mundo latino. De hecho, en la lista de visitantes por dominio, el numero de visitantes provenientes de México es casi tan alto como el proveniente de dominios.es, pero la lista incluye 120 países entre los cuales están países tan "sorprendentes" como Japón o Polonia.
De todos modos lo que más nos gusta de nuestras estadísticas es que muchos visitantes leen bastante contenido, lo cual quiere decir que les interesa, y eso es lo que a nosotros nos motiva.
Además está la percepción en vivo... cuando estás en algún bar, o en un concierto y te encuentras que alguien está hablando sobre algo publicado en La Factoría del Ritmo... darse cuenta en directo que nuestro trabajo realmente llega a la gente es algo único y muy gratificante.

2 - P.A. - Muchos periódicos y revistas venderían su alma por unas cifras así. Supongo que hace diez años no podías ni imaginar estos resultados. Vuestro primer número data de febrero del 95, pero me gustaría saber si LFR nace directamente como publicación digital on-line o hay algún número previo impreso.

F-MHop : La Factoría del Ritmo nació directamente como un medio digital, aunque hubo algunos precedentes indirectos. Por mi parte, yo colaboraba esporádicamente en algunos fanzines de escasa tirada y pequeña distribución, y por otra parte, Jorge Ezquerra (Jorge X) que fue parte importante de todo esto durante bastante años, además de participar en varios fanzines editaba "24 PD'Zine", que era un boletín muy bien hecho, aunque basado en fotocopias, con entrevistas y artículos, con el cual logró cierta repercusión.
Pero La Factoría del Ritmo surgió para aprovechar las posibilidades de Internet. Yo tenía ganas desde hacía tiempo de hacer y dirigir mi propio fanzine y de repente descubrí un medio nuevo, virgen y que me permitía llegar a todo el planeta. Pensaba que en 10 años Internet podía estar en todas partes... pero lo pensaba al nivel que Internet estaba hace cinco. Todo me ha parecido, y me sigue pareciendo, increíble. ¡Internet realmente está revolucionando el mundo!
En todo caso, aunque la idea surgió destinada a Internet, el planteamiento inicial partía de lo que hacíamos y aprendíamos a hacer con los fanzines de papel: buscar información, recopilar, escribir artículos apasionados (con la pasión del fan) y luego ver cómo podíamos plasmarlos en una "revista".
Estuve el verano del 94 preparando los artículos del número 1 y liando a unos cuantos amigos para que colaborasen. Cuando llegó la navidad del 94 al 95 tenía los contenidos, pero ni idea de cómo ponerlo en Internet. En aquel entonces estudiaba en la Universidad de Oviedo (en la Escuela de Ingenieros de Gijón) y allí descubrí Internet y la web, pero no sabía cómo se podía poner algo en Internet.. Después de mucho buscar encontré a Oscar Fernández Sierra, que en aquel momento era becario y había montado una web para la facultad (hoy en día es uno de los webmasters de El Mundo) y me facilitó dos cosas: unos apuntes para aprender a construir las páginas y un servidor donde alojarlas.
En Febrero de 1995 (concretamente el día 3... tal vez el 2) nació LA FACTORÍA DEL RITMO, la primera publicación musical española en Internet.

3 - P. - Personalmente creo que ese espíritu de fanzine sigue estando muy presente a pesar de haber pasado ya 10 años y por otro lado, por lo que a mi respecta, es uno de los encantos que siempre he encontrado en La Factoría del Ritmo, es decir, valoro especialmente que hayáis conseguido mantenerlo aun sabiendo que ha trascendido lo que hasta hace poco o normalmente se consideraba una de las características de este tipo de publicaciones, su difusión underground o limitada, naturalmente por los medios o incluso por el interés de los lectores.
Pero hay otra pauta que vosotros a su vez rompisteis de alguna forma, los fanzines han sido tradicionalmente muy específicos, centrados en uno o dos temas, o un estilo de música concreto, que siempre corresponde al interés personal de los que elaboran el fanzine. Vosotros desde el principio habéis tratado y seguís hablando de casi todo tipo de música moderna, pop, rock en todas sus variantes e incluso hip-hop, quizás fuisteis los primeros en España en prestar atención a este fenómeno ...

Florián Manuel: Yo pasé la infancia y la adolescencia en una barrio obrero de Salamanca, el Barrio San José, donde en aquellos años había un montón de niños y jóvenes (no como ahora que parece un desierto) y donde se vivieron las escenas típicas de los años 80... paro, droga... Y allí en aquellos años la gente escuchaba flamenco, heavy metal y punk. Además de la música comercial de la radio (Hombres G, Modestia Aparte y aberraciones similares).
A mí el flamenco por aquel entonces no me atraía nada, pero sí el punk y el heavy metal.
Además, cosa rara, me atraía la música manipulada por DJs... En principio los megamixes, que era lo único que yo podía encontrar en esa onda, y pronto el Hip Hop. Desde el año 88 se convirtió en música favorita. Pero nunca renegué del resto, como hacía otra gente que yo conocía que pasaban por varias modas, renegando de todo lo anterior y abrazando lo actual como lo más de lo más. El caso es que esas corrientes musicales siempre me acompañaron en conjunto.
Cuando di los primeros pasos con La Factoría del Ritmo (antes de que viera la luz), sopesé hacer un "fanzine" sólo de Hip Hop o dedicado en exclusiva a Def Con Dos, pero en seguida pensé que había que hacer algo más grande... Internet era un nuevo medio, desconocido, en el que la audiencia que yo intuía estaba en las universidades (¡¡era el año 94!!)... jóvenes con interés por la cultura española (por serlo o porque nuestro país les atraía) y que seguramente apenas se habrían interesado por algo tan especializado, pero por el contrario si les ofrecía un contenido más diverso, en el que se hablara de muchos estilos en igualdad de condiciones lograría varios objetivos: el primero tener una "audiencia" para el fanzine, el segundo que se encontraran con mis músicas favoritas tratadas con el mismo respeto que otras que habitualmente lo recibían.
Para entender esto, hay que tener en cuenta que el Hip Hop, el heavy metal y el punk, en aquellos años y por diversos motivos, se veían como músicas marginales y de segunda categoría. Por todo ello, cuando busqué aliados para mi publicación, "fiché" en un principio a Jorge Ezquerra (Jorge X), que era un experto en hardcore y punk (y ahora también en jazz y otras muchas cosas), a Juan Carlos García (J&C Death), que era un apasionado del Death Metal y Luis Mario Fraile (Jam M.C.) que le iba la música clásica y la New Age.
En los siguientes años La Factoría del Ritmo la dirigimos entre tres personas y cada uno tenía un bagaje detrás, que representaba tres líneas principales... Jorge X, con el hardcore y el punk, Félix Castañar (Félix Vera), que se incorporó en el número dos y lo suyo era el heavy metal, y yo mismo, que seguía con el Hip Hop como principal corriente. En todo caso todos respetábamos al resto, aprendíamos de los demás y cada vez escuchábamos cosas más diversas, algo que hemos seguido haciendo hasta ahora.

Félix: También hay otro aspecto interesante referido a la diversidad de la revista: hemos decidido conscientemente ser cola de león (es decir, una revista no especializada que toca gran número de géneros) que cabeza de ratón (revista especializada). Pero resulta que en Internet lo que se busca es algo especializado y la mayoría de usuarios lo que buscan son webs que hablan de sus estilos favoritos o de sus grupos favoritos. Es decir, esta actitud nuestra puede resultarnos de algún modo contraproducente. Bien, sabemos que esto es un handicap, pero dado que somos independientes y no estamos condicionados por la lógica de mercado, preferimos seguir adelante con la filosofía de la revista, que es nuestra propia filosofía de entender la música, antes que pasarnos a la especialización y marginar unos tipos de música respecto de otros.
Supongo que en el fondo lo que nos gustaría es que la gente escuchara de todo sin prejuicios. ¿Es eso pedir demasiado? No lo sé.

4- P : No lo creo Félix, si es cierto que generalmente la mayoría de la gente suele escuchar o tiene interés por un estilo determinado, pero a medida que pasan los años (los personales de cada uno) a fuerza de escuchar se va aprendiendo a valorar otros estilos... en todo caso ya veis que nuestra filosofía como fanzine es exactamente la misma, o sea no podemos estar mas de acuerdo.
Hay una pregunta que generalmente se hacen los lectores en relación con los que elaboramos fanzines:
¿cual es el motivo? ¿porque razón unos tipos gastan su tiempo libre en hacer una publicación sin sacar nada a cambio?.
¿les podríamos quizás contestar con los mismos argumentos de los propios músicos?

Félix : Sí... creo que el símil es acertado.
Nosotros desde el principio tuvimos claro que teníamos una carrera que terminar y más tarde una vida laboral que cumplir, así que el pacto no escrito siempre ha sido continuar con la revista (llámalo fanzine por el hecho de ser amateur, si lo prefieres) hasta que sea una carga excesiva para nuestros hombros.
La verdad es que a veces es demasiado trabajo, sobre todo para Florián, que es el que ahora mismo lleva el peso principal, pero también tiene sus compensaciones, desde tener la oportunidad de escuchar música de verdad, música hecha por gente que se lo cree, hasta poder contactar con algunos de los protagonistas de la banda sonora de tu vida.
Eso sí, como negocio es ruinoso. De hecho, durante muchos años no sacamos ni para pagar el servidor y en este mundo donde parece que lo único que cuentan son las cifras parece un sinsentido esta actitud no sólo nuestra sino la de todos los fanzineros en general.
Quizás debiéramos irnos todos a ver la tele..... pero claro, viendo la programación que hay.. creo que seguiremos con La Factoría del Ritmo ¡por lo menos otros 10 años!

5 - P - Hablando de todo esto es cierto que en las publicaciones independientes (y quizás habría que explicar un poco a los lectores que significa esto exactamente y porque presumimos de ello), recibimos un montón de maquetas y grabaciones de grupos desconocidos que normalmente escuchamos de principio a fin con sumo respeto. Al revisar los viejos números de LFR te encuentras con un resumen claro y real de la historia de la música popular de estos 10 años. De la misma forma que fuisteis los primeros en dedicar un espacio al hip-hop estoy seguro que también lo habéis hecho con bandas y músicos que luego han trascendido o han tenido repercusión nacional e internacional.
¿cuales podaríais recordar ahora especialmente? o ¿que momentos guardáis en vuestros recuerdos con mayor intensidad? ya sea para bien o para mal...

Félix: Cuando hablamos de publicaciones independientes nos referimos a que no hay un grupo económico detrás, ya sea una editora, un grupo periodístico o una sociedad. Por ejemplo: El web Portalatino.com tiene detrás ni más ni menos que a la todopoderosa $GAE y un presupuesto de ¡1,67 millones de euros!. Podéis ver un comentario al respecto aquí: (La Tronera)
Por otra parte nosotros hacemos uso del espíritu fanzinero en el hecho de que los que hacemos La Factoría Del Ritmo tenemos vidas y trabajos a parte y dedicamos a la revista parte de nuestro tiempo libre. Además, al no tener ánimo de lucro nos podemos permitir expresar nuestras opiniones con total libertad.
Por cierto, volvemos a mezclar lo términos fanzine y revista. Paco, yo te preguntaría ¿para ti cuál es la diferencia?
Pero como bien decías, el moverse por el underground tiene sus compensaciones. Particularmente yo estoy muy satisfecho de haberles hecho a Sôber su primera entrevista (factoría 6/entrevista a sober), cuando aún eran Sober Stoned, y encima haber acertado con el título. También recuerdo con cariño nuestros primeros pasos como ciber-reporteros dicharacheros, en concreto un festival en Pola de Siero (Asturias), donde tocaban Def Con Dos, Reincidentes, La Polla y Amphetamine Discharge en el cual nos presentamos Florián y un servidor a primera hora de la mañana para poder colarnos en el backstage, pues no estábamos acreditados. Fue la primera vez que pudimos hablar de tú a tú con los artistas y bueno... también será recordado por generaciones venideras porque esa noche fue excepcionalmente fría y el recinto no tenía paredes y se nos congelaron hasta los XXXX....


LFR de incógnito con máscaras
entrevistando a Amphetamine Discharge a principios del 96

Y momentos malos... tampoco creo que hayamos pasado tantas miserias, jeje..….
Yo creo que quizás lo peor de usar un medio como Internet es que al no tener contacto físico con la gente y depender sólo de los emails, te puedes encontrar con colaboradores con los que tienes un contacto intenso que de repente desaparecen sin dejar rastro, sin decir ni adiós, dejándote un poco desconcertado. Uno se acostumbra a todo, claro y la experiencia te va enseñando como manejar estas cosas.

Florián: Respecto al Hip Hop, es cierto. Fuimos los primeros en apoyar el Hip Hop español de forma decidida. Yo siempre me he sentido identificado con la cultura Hip Hop y cuando nació La Factoría del Ritmo una posibilidad habría sido crearla como página específica de Hip Hop. Pero en aquel momento, en el que éramos la única publicación musical en toda la red, tenía mucho más sentido hacer una revista más general. Además, por otra parte, de esta manera conseguíamos atraer a más público al Hip Hop y de paso que este estilo musical fuera tratado al mismo nivel que otros géneros. Algo que en aquel entonces no sucedía. Fuimos los primeros en hablar en Internet sobre Hip Hop español (y sobre Hip Hop en general desde España) y uno de los primeros medios, de cualquier tipo, en prestarle atención.
Precedentes, casi prehistóricos, son la revista Boogie (una publicación de fugaz vida de finales de los 80), la revista Rock De Lux (que puntualmente trató a grupos como Eat Meat, Parafunk o Foreign Nation) y los fanzines "de papel y fotocopias" que con una distribución mínima funcionaban en la primera mitad de los 90 y en algunos de los cuales nosotros participábamos.
Ahora el Hip Hop está "de moda". Pero en aquellos años era una género minoritario y mal visto en nuestro país. Nosotros quisimos contribuir a que algún día el Hip Hop fuera lo que es hoy en día. Un género fuerte, saludable y lleno de futuro.

6 - P.A. : Ya que me preguntas muchas veces uso esos términos indistintamente, a veces vienen a ser lo mismo o se confunden y entonces suelo utilizar el término genérico de "publicación". Pero quizás para mi la diferencia mas notable es que un fanzine habla fundamentalmente de temas concretos que interesan a los editores y colaboradores mientras que la revista se centra mas en el interés que pueda tener el público, auque responda a un tema o línea editorial muy específica. Esto al margen de las definiciones convencionales, es decir, ambas son publicaciones temáticas (mas o menos amplias), el fanzine es de carácter amateur y de periodicidad no establecida mientras la revista se entiende como profesional, editada con mas medios y con una periodicidad definida. Un fanzine puede llegar a existir aun sin lectores, una revista no. Un fanzine lo puede hacer una sola persona, detrás de una revista siempre existe algún tipo de colectivo o grupo, hay una estructura.
Aquí, claro, tanto la Factoría del Ritmo como valladolidwebmusical resulta que si tenemos una periodicidad que mas o menos mantenemos, y también hay una estructura detrás pero por otro lado seguimos centrándonos en cosas que son de nuestro interés y lo hacemos como aficionados ("no profesionales").
Vosotros también utilizáis indistintamente los términos ¿no? incluso a veces utilizáis los dos.
Por otro lado en LFR habéis venido constantemente cambiando los formatos de un número a otro y rediseñando, ¿tenéis previsto algún cambio para futuros números ?

Florián: Sobre los términos fanzine, revista y publicación...
Me gusta el término fanzine, porque representa una iniciativa independiente y rebelde, y de eso nosotros tenemos mucho. Así nacimos, pero con el paso del tiempo hemos crecido y tenemos muchos elementos de revista... periodicidad estable conseguida, una infraestructura detrás con un equipo de colaboradores y sobre todo, lo que me parece más importante, un nivel de calidad comparable al de las revistas "profesionales". De hecho, creo que lo que nos falta para ser una revista al 100% es que generásemos ingresos suficientes para que todos los que la hacemos posible recibiéramos una justa compensación económica.
Así las cosas, yo utilizo cualquiera de los tres términos dependiendo del contexto... revindico la palabra "fanzine" con orgullo, pero cuando tengo que compararme con esas revistas "profesionales", hablo de revista porque en cuanto a resultados no les podemos envidiar nada. Y publicación es un término suficientemente ambiguo para abarcar los dos conceptos y esos resulta en muchas ocasiones de utilidad.
En cuanto a los cambios previstos... Ahora estamos en ese cambio "tecnológico", pero no significará ninguna revolución, aunque mejoras sí habrá.
Lo que siempre a nosotros nos ha importando es el contenido y seguimos fieles a esa idea original.
Pasamos de "Flash", en su momento pasamos también de los "marcos", y de todas esas "modas" que no aportan realmente nada al mensaje que nosotros queremos transmitir.
Con html y un buen diseño gráfico ya se pueden hacer grandes cosas.
Con php y Mysql vamos a poder hacer algunas más. Y es lo que vamos a aprovechar.

Félix: Quizás deberíamos inventar una nueva palabra para esas publicaciones no-profesionales pero con un grado de calidad cercano al de las revistas profesionales ¿no te parece?

7 - P.A. : ... habrá que pensar en ello.
Oye, y en todos estos años ¿habéis tenido algún tipo de problemas con la censura? y con esto me refiero a presiones que pueden venir de los sitios mas insospechados, no sólo de la administración sino incluso de otros medios, discográficas o productores o los mismos músicos ... ¿y porqué no? algún lector exaltado ...

Florián: Censura exactamente no... lo que sí es cierto es que de vez en cuando escribe algún "lector" exaltado... Recuerdo que uno nos soltaba improperios por haber hablando mal de la música de OBK y terminaba con un "¡Arriba España!".
De estos tenemos de vez en cuando alguno, pero por lo demás disfrutamos de una libertad de expresión envidiable y es una de las cosas que más nos gusta de nuestra publicación.
Nos podemos dar el gustazo de decir lo que sintamos y queramos de cualquiera sin ningún tipo de presión.

- P. end : pues nada, que genial haberos podido tener por aquí; un placer para nosotros varios (sin tonterías) y ojalá esto haya servido para que algunos lectores & internautas conozcan un poco mas 01 otra parte de las inquietudes,vicisitudes o motivaciones que os han llevado a esta aventura y lo que es mas importante, a mantenerlo ahí durante todos estos años, con sus meses, sus horas, minutos, segundos y problemas correspondientes.
Gracias muchas y ya sabéis donde estamos para lo que haga falta ... y bueno ... si tienen ustedes algo que decir ... diganló ahora o diganló luego, pero por favor, no se lo callen ...

F-MHop: Pues simplemente daros las gracias y expresar nuestra esperanza porque iniciativas como La Factoría del Ritmo, y otras de similar interés (como la vuestra), sirvan para que la gente vea la cultura, y en concreto la música, como un punto de encuentro y de libertad de expresión. Hay que ver menos la tele, fijarse menos en lo que dictan las radiofórmulas y estar más atento a la gente que crea cosas a nuestro alrededor. Un artista no tiene que ser un divo, todos llevamos un artista dentro en potencia, aunque hay quien tiene un talento especial, o un empeño especial, para desarrollarlo. Y sobre todo lo más importante... la música (y otras áreas artísticas) sirven para hacer feliz a la gente. Y eso está muy bien.

Félix: También dar las gracias a todos los colaboradores que aportaron y aportan su esfuerzo para hacer mejor LFR día a día (ahora actualizamos a diario). Además, me gustaría a animar a la gente a salir de la pasividad reinante. Si nosotros lo hemos hecho... ¡tú tambien puedes!.

- P.A. - AUPA !! (septiembre'05)