.

DÍA MUNDIAL del TEATRO 2006

el día 27 de marzo de 2006 en el Auditorio Municipal de Íscar (Valladolid)

El día mundial del Teatro fue creado en 1961 por el Instituto Internacional del Teatro (ITI).
Se celebra anualmente el 27 de marzo en toda la comunidad teatral internacional.
Con este motivo se suelen organizar diversos eventos nacionales e internacionales.
Uno de los clásicos es el Mensaje Internacional (o manifiesto) tradicionalmente escrito por una personalidad del teatro de talla mundial por invitación del Instituto Internacional del Teatro.

 

invitación

 

El acto de aquí lo organiza la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León
y el Ayuntamiento de Íscar (Valladolid)

Para poder asistir hay que solicitar invitación en los tlfs 983 411 695 / 698, ya que es aforo limitado.
La Junta pondrá a disposición varios autobuses que saldrán a las 17h de la Plaza de Poniente y Monasterio de Prado de Valladolid (previa reserva)

Entre los diferentes actos habrá una representación de "La Barraca de Colón" del Teatro Corsario y lectura del Manifiesto de Víctor Hugo Rascón Banda (México) a cargo de Blanca Herrera y Ricardo de Vicente.

 

 

UN RAYO DE ESPERANZA :

Todos los días deben ser días mundiales del teatro, porque en estos 20 siglos, siempre ha estado encendida la llama del teatro en algún rincón de la tierra.
Al teatro, siempre se le ha decretado la muerte, sobretodo con el surgimiento del cine, la televisión y ahora los medios digitales. La tecnología invadió los escenarios y aplastó la dimensión humana, se intentó un teatro plástico, cercano a la pintura en movimiento, que desplazó la palabra. Hubo obras sin palabras, o sin luz o sin actores, sólo maniquíes y muñecos en una instalación con múltiples juegos de luces.
La tecnología intentó convertir al teatro en fuego de artificio o en espectáculo de feria.
Hoy asistimos a la vuelta del actor frente al espectador. Hoy presenciamos el retorno de la palabra sobre el escenario.
El teatro ha renunciado a la comunicación masiva y ha reconocido sus propios límites que le impone la presencia de dos seres frente a sí que se comunican sentimientos, emociones, sueños y esperanzas. El arte escénico está dejando de contar historias para debatir ideas.
El teatro conmueve, ilumina, incomoda, perturba, exalta, revela, provoca, trasgrede. Es una conversación compartida con la sociedad. El teatro es la primera de las artes que se enfrenta con la nada, las sombras y el silencio para que surjan la palabra, el movimiento, las luces y la vida.
El teatro es un hecho vivo que se consume a sí mismo mientras se produce, pero siempre renace de las cenizas. Es una comunicación mágica en la que cada persona da y recibe algo que la transforma.
El teatro refleja la angustia existencial del hombre y desentraña la condición humana. A través del teatro, no hablan sus creadores, sino la sociedad de su tiempo.
El teatro tiene enemigos visibles, la ausencia de educación artística en la niñez, que impide descubrirlo y gozarlo; la pobreza que invade al mundo, alejando a los espectadores de las butacas y la indiferencia y el desprecio de los gobiernos que deben promoverlo.
En el teatro hablaron los dioses y los hombres, pero ahora el hombre habla a otros hombres. Por eso el teatro tiene que ser más grande y mejor que la vida misma. El teatro es un acto de fe en el valor de una palabra sensata en un mundo demente. Es un acto de fe en los seres humanos que son responsables de su destino.
Hay que vivir el teatro para entender qué nos está pasando, para transmitir el dolor que está en el aire, pero también para vislumbrar un rayo de esperanza en el caos y pesadilla cotidiana.
¡Vivan los oficiantes del rito teatral! ¡Viva el teatro!

MENSAJE ESCRITO POR VÍCTOR HUGO RASCÓN BANDA
Nació en Santa Rosa de Lima de Uruáchic, Chihuaha, en el año 1948.
Es dramaturgo, guionista y jurista.
Está galardonado con el Premio de Dramaturgia Juan Ruiz de Alarcón 2001, por su trayectoria como dramaturgo, promotor y defensor del teatro nuevo en México.
Ha escrito obras como Voces en el umbral, Playa azul, Armas blancas, Manos Arriba o La Malinche, entre
otras.
Actualmente es presidente del la Sociedad General de Escritores de México.

 

los actos :

- 18'00 h. Representación de la obra "La Barraca De Colón” por TEATRO CORSARIO
- 19'30 h. Presentación del acto y lectura de los mensajes :
   “Día Mundial del Teatro” y “Día Mundial del Teatro para la Infancia y la Juventud”
     a cargo de Blanca Herrera y Ricardo de Vicente.
- Entrega de los premios de la Unión de Actores:
   Presentación a cargo de Raúl Gómez y Javier Semprúm (Presidente y Secretario)
- Cierre del acto y Vino español, ofrecido por el Ayuntamiento de Iscar

 

Un mensaje para el Día Mundial del Teatro para la Infancia y la Juventud


Este es un breve mensaje para celebrar el trabajo de miles de profesionales, artistas y gestores en todo el mundo que dedican sus vidas a ofrecer teatro a la infancia y la juventud. Me quito el sombrero ante todos vosotros. Hemos elegido no ser estrellas o celebridades, hemos elegido nuestras pasiones por encima de nuestras cuentas bancarias y hemos elegido nuestra audiencia con una abrumadora fuerza de compromiso e ilimitado entusiasmo teatral.
Durante los pasados 25 años he participado y he asistido a cientos de producciones teatrales para la infancia y la gente joven en varios países, la mayoría de las cuales tienen similares aspiraciones y objetivos: ayudar a inspirar, educar y entretener con la intención de desarrollar un mundo mejor.
La importancia del teatro para la infancia y la juventud no tiene patrón de referencia ni unidades de medida. Sus efectos son a veces desconocidos e invisibles, sabemos que ha cambiado vidas, ha despertado vidas y en algunos casos ha salvado vidas. La gente se está orientando cada vez más hacia lo tecnológico: los teclados están reemplazando a las bocas, los mensajes de texto, los correos electrónicos y los teléfonos móviles están reemplazando al contacto personal. El teatro en vivo como una plataforma poderosa donde los seres humanos pueden reunirse e intercambiar historias, emociones y libertad
en las escuelas, centros culturales, parques, espacios abiertos o interiores y teatros improvisados en todo el mundo, manifiesta su importancia ahora más que nunca.
La importancia de la expresión cultural es ahora una batalla extraña contra la cultura popular dominante monopolizada por los medios de comunicación y el ensalzamiento de la carrera hacia la fama. Nosotros, profesionales del teatro, debemos continuar haciendo lo que nos corresponde, decir historias que los periódicos no escriben, historias que no se muestran en televisión, y cuando contamos estas historias tienen que poseer la magia que un chip de ordenador nunca tendrá. Nuestro teatro debe celebrar la diversidad cultural, debe explorar el mundo con su maravillosa complejidad, y debe impulsar la mejora de las condiciones de los niños de todo el mundo.
Para los próximos 25 años, espero hacer lo mismo vengo haciendo, sólo que mejor. Aún hay mucho que aprender, y mucha gente a la que conocer, a la que cautivar, y juntos ayudar a crear un mundo mejor. El gran dramaturgo y performer Dario Fo continua inspirándome con sus palabras, que nosotros tendríamos que «continuar haciendo lo que tuvimos intención de hacer desde el principio: atacar, con la risa y la razón, con canciones y mimo, cada forma de opresión e injusticia».
Me quito el sombrero de nuevo ante todos vosotros, y os deseo grandes éxitos para 2006.


Por STEFO NANTSOU – director artístico de Zeal Theatre, Australia,
ganador del Premio de los Presidentes Honorarios de ASSITEJ Internacional 2005.

 

ValladolidWebCultural.org    Artes escénicas